Home / Blogs / Medicina General / Enfermedades producidas por las mascotas

*Blog de la salud

Noticias, consejos, novedades, tips

Enfermedades producidas por las mascotas

Sin saberlo, muchos vacacionistas y dueños de mascotas se exponen a contraer alguna enfermedad transmitida por animales domésticos, de granja o salvajes (zoonosis), misma que puede atentar gravemente contra su salud y vida. Manténgase al tanto de este importante tema y sus medidas preventivas.

Se tiene bien claro que los mayores riesgos no provienen necesariamente de especies salvajes, sino de las que viven en casa sin control veterinario adecuado, y que en la mayoría de los casos la transmisión ocurre como resultado de la defensa del animal ante una lesión infligida por su dueño, intencional o accidentalmente.

Las zoonosis son tantas que sólo las que se sabe que tienen relación con animales domésticos superan la cifra de cien; además, un cálculo reciente sugirió que su incidencia es tan alta que pueden costar tantos recursos en materia de salud pública como las enfermedades de transmisión sexual. A continuación te presentamos algunas enfermedades producidas por las mascotas

Parásitos. Viven a expensas de otros seres vivos y pueden clasificarse en externos o internos. Los hay microscópicos, como los protozoarios, o aquellos de mayor tamaño y que son visibles, como pulgas, garrapatas o lombrices intestinales. Generan los siguientes padecimientos:

  • Anquilostomiasis. Causa vómito, diarrea, pérdida de peso y, en casos graves, lesiones localizadas en ojos o vísceras, según el caso.
  • Hidatidosis. Afecta al hígado y pulmones, básicamente generando fiebre y dolor abdominal.
  • Lombrices intestinales. Constituyen un problema sanitario grave porque se propagan a través de huevecillos contenidos en las heces de animales como perros y gatos.
  • Toxoplasmosis. Afecta principalmente a los gatos, que se disemina mediante comida contaminada con orina y excremento de animales infectados. La mujer encinta con este problema debe recibir tratamiento con antibióticos bajo estricta vigilancia médica.
  • Sarna. En realidad es un grupo de enfermedades producidas por ácaros que se alojan dentro de la piel. Requieren tratamiento supervisado por un dermatólogo, quien administrará antimicóticos.

Virus. Ocasionan diversas enfermedades en organismos animales o vegetales, y son más diminutos que un hongo o bacteria. Ocasionan las siguientes zoonosis:

  • Rabia. Vieja conocida de la humanidad, es una infección aguda de los mamíferos, especialmente de los carnívoros, que se caracteriza por irritación del sistema nervioso central seguida de parálisis y muerte.
  • Hanta. Inicia abruptamente con fiebre, escalofríos, dolor de cabeza, cansancio, náuseas, vómitos. Ratas y ratones silvestres son portadores del microorganismo.
  • Gripe aviar o de los pollos. Se manifiesta con fiebre, dolor de cabeza, irritación en garganta, tos y, en los casos más graves, neumonía (inflamación de los pulmones). El tratamiento, aún en estudio, se basa en fármacos antivirales y medicamentos para el control de la fiebre y molestias.

Bacterias. Son microorganismos formados por una célula, los cuales pueden sobrevivir en ambientes muy diversos y que constituyen una de las formas de vida más antiguas.

  • Enfermedad por arañazo de gato. Se estima que la mitad de los felinos domésticos portan en sus uñas al agente causante de este padecimiento, la bacteria Bordetella.
  • Salmonelosis. Causada por bacterias Salmonella, se manifiesta con diarrea, fiebre, dolor de cabeza, malestar abdominal y vómito.
  • Psitacosis. El agente causante es la bacteria Chlamydia psittaci, que se transmite del excremento de las aves a los humanos; genera fiebre, debilidad, dolor de cabeza, vómito, tos seca y más.
  • Tos canina. Es causada por Bordetella bronchiseptica, bacteria que llega a formar parte de la flora bucal de los perros y que puede generar enfermedades respiratorias cuando aumenta su población.

Hongos. Pertenecen al reino vegetal y necesitan infestar a otros organismos para obtener alimento.

  • Tiñas. La lesión más característica es un área circular y sin pelo, normalmente con el borde enrojecido porque es ahí donde está el hongo.
  • Esporotricosis. Infección de la piel que se manifiesta a través de pequeña protuberancia, rojiza e indolora que se convierte en úlcera y que puede propagarse a otras regiones.

Fuente: medicinaintercultural.org/contenido/2013-03-20-enfermedades-producidas-por-animales-dom%C3%A9sticos-0